Crece la venta de casas sobre plano en 2016, analizamos la actitud del comprador.

19MAY


Tras años de parón en el mercado, el Salón Inmobiliario Internacional del Madrid (SIMA) demuestra este año que cada vez hay más luz en el oscuro túnel de la crisis. Las compras en el mercado inmobiliario eran escasas y más aún si hablamos de compra de casas sobre plano. Los consumidores, tras la crisis, no confiaban en la adquisición de este tipo de viviendas o no había oferta suficiente para realizarla, por lo tanto los precios se disparaban constantemente.
 
SIMA ha demostrado que el mercado inmobiliario ha dado un giro por primera vez desde el inicio de la crisis. El 58% de venta de casas ha sido sobre plano, dejando atrás a las ventas de viviendas en stock (que sólo han significado un 42%). La mayor parte de esta oferta se han dado en Madrid, con un 50%. El resto de ciudades que le siguen en la lista se caracterizaban por ser opciones de playa: Alicante, Murcia, Málaga o Castellón.
 
El nuevo consumidor empieza a confiar en el sector inmobiliario, es un comprador dispuesto a esperar el tiempo de construcción, está interesado en zonas residenciales de calidad, tanto en casas unifamiliares como en pisos y no se preocupa tanto por el precio.
 
El 80% de los consumidores sobre plano son parejas jóvenes o familias que buscan su primera residencia o una vivienda de reposición. Éstos últimos prefieren la compra sobre plano para vender su vivienda actual en mejores condiciones. El 20% restante está en su gran mayoría formado por compradores que quieren utilizar la vivienda como una forma de inversión; por ello apuestan por zonas vacacionales donde puedan sacar un rendimiento de alquiler alto.
 
La confianza y el interés en la venta inmobiliaria sobre plano crece frente a la compra de casas en stock y cada vez más compradores adquieren este comportamiento por muchas razones, entre las que destacan las siguientes: las casas están dotadas de los servicios que necesitan (pueden decidir qué equipamiento modificar o sustituir según sus necesidades), se ubican en lugares más afines a sus gustos y requerimientos y, además, aunque el precio de este tipo de viviendas haya subido ligeramente tras el aumento de la demanda, los precios son asequibles y cumplen sus expectativas.



Compartir: